Médico Revela Este Remedio para Curar Cualquier Infección

Consejos 60 Visitas

Las enfermedades de temporadas como las producidas por el frío, que solo son evidentes en algunas épocas, son comunes y en ocasiones lo que hacemos para prevenirlas o erradicarlas no es suficiente para dicha infección.




El buscar nuevas alternativas para contrarrestar la tos, el resfriado, y la gripe es una excelente opción. En esta ocasión, le mostraremos un remedio totalmente natural, basado en los beneficios de la miel con ajo que le ayudará a eliminar cualquier infección, sea esta de temporada o no.

Todos conocemos los beneficios que nos brinda la miel, ya que ha sido utilizada desde tiempos remotos, no sólo por su rico y dulce sabor, sino por todas sus propiedades curativas para curar una infección, tanto de manera externa como interna.




En cuanto a las propiedades del ajo, en algunas culturas a este se le denomina “el oro blanco”, en su nombre se puede mencionar todos sus aportes para el organismo frente a las infecciones gracias a sus propiedades anti bacterianas, antisépticas, y antifúngicas.




En ciertos casos el organismo puede rechazarlo debido a su aroma que resulta ser muy intensa, Sin embargo, uno de sus grandes aportes es que ayuda a reducir el azúcar en la sangre y baja los niveles de la presión arterial. De igual manera se ha utilizado con gran éxito en el tratamiento de la malaria y aumenta las defensas del organismo estimulando la inmunidad en las personas inmuno-comprometidas afectadas de VIH-SIDA.




RELACIONADO –> Limpie sus arterias del colesterol con este remedio sencillo, pero muy efectivo

Este remedio casero por lo tanto natural, fue desarrollado por un médico de nacionalidad Estadounidense que probó la combinación de estos dos “super-elementos”, obteniendo como resultado un remedio efectivo y potente para el tratamiento de distintas enfermedades relacionadas con el aparato respiratorio.

Ingredientes Remedio para infección:

– ½ litro de miel

– 1 cabeza de ajo

– 1 frasco de ½ litro

Preparación:

El ajo es más efectivo crudo ya que concentra mejor sus propiedades, por la sencilla razón, por lo que solo se requiere pelarlo para elaborar este remedio, lavarlo y picarlo, para que posteriormente libere alicina, que es la sustancia mas importante, ya que concentra la mayor parte de sus propiedades.




Una vez picado el ajo colóquelo dentro del frasco y luego agregue la miel.

Procure utilizar miel orgánica para mejores resultados. A medida que introduce la miel en el embace o frasco es probable que se formen burbujas de aire, las cuales es necesario que sean eliminadas, utilice un cuchillo o cualquier otro elemento para deshace de dichas burbujas.




Tape el frasco herméticamente y coloque una etiqueta en el frente con la correcta fecha de elaboración. Conserve este producto en un lugar fresco y seco durante 20 días para que se desprendan todas sus propiedades y una vez pasado ese tiempo puede ser utilizarlo.

Puede agregar la miel con ajo a sus infusiones o simplemente tomar una o dos cucharadas para tratar los síntomas de la gripe y resfríos.

Puede conservar este remedio casero por un lapso de aproximadamente tres meses.


Si te gustó, Dale Me Gusta y COMPARTELO


Deja tu comentario y dinos si tienes alguna duda sobre lo que leíste

Compartir

Comentarios